CANALLA BISTRO, la apuesta informal de Ricard Camarena en Valencia.

Aprovechando la oportunidad que nos brinda la Semana Cuina Oberta en Valencia, hemos recorrido algunos de los locales mas en boga de la ciudad del Túria disfrutando de las propuestas de afamados chefs.

En esta ocasión nos acercamos a la apuesta informal del maestro Ricard Camarena que recientemente ha montado tres locales en Valencia, dos de ellos aprovechando los que explotaba Oscar Torrijos hasta hace poco.
El Canalla es un bistrot ruidoso, lleno de vida y con un servicio fantástico. 

El dibujo de la entrada ya nos da una pista de lo que nos encontraremos dentro…

Para estas jornadas, Ricard nos ofrece este fantástico Rollito vietnamita, lleno de sabor y texturas.

Unas croquetas de jamón bien apetitosas.

Y un minibocata de tocino, que fué lo que menos me gusto, como entrantes…

La ensalada César de Brócoli esta riquísima.

La Carrillada un espectáculo.

Y las albódigas de Corvina, todo un hallazgo.

Finalmente, el postre, presentado en un bote de cristal que contenía nata montada, almendras caramelizadas, flan de calabaza y, en el fondo, calabaza asada. Un auténtico pecado mortal!

Los comensales rebañaban afanosamente el fondo del bote.

Una escueta bodega de gins, pero con la posibilidad de acudir a la del restaurante principal, donde tienen un amplio surtido.
CANALLA BISTRO
Maestro Serrano, 5, Valencia
PRECIO: 30,-€
PUNTUACIÓN: 7/10

GANDARIAS, paraíso de los pintxos con una carta reluciente, en el centro de Donostia.

San Sebastián. Esa ciudad hermosa que invita a pasear incluso cuando llueve. Pero cuando hace sol es una verdadera maravilla. Llena de color y luz, rincones increíbles y gentes amables y educadas.

Accediendo desde la Iglesia del Buen pastor hacia el centro histórico de la ciudad, podemos llegar al puerto, a la izquierda, y a la derecha el Gros.

Al final de la calle encontramos la catedral.

El Kursal es lo primero que encontramos al cruzar el puente hacia el Gros.

Y justo al ladito de la catedral, nos topamos con el Gandarias. Me lo había recomendado un compañero del gimnasio que esta muy cachas y es de por aquí, asi que creí oportuno ver de qué iba…

Al entrar, un surtido de pintxos de magnífica presencia te da la bienvenida. El ambiente es de lo mas acogedor e invita a probar.

Al final de la barra, una pequeña plancha es la culpable de la mayoría de los placeres que aquí se dan.

Comenzamos, por recomendación del camarero, con una Ensalada Templada de Langostinos y Vieiras.

Para seguir con su famosa Chuleta. Aunque a esto le llamamos en mi tierra chuletón.

Después una cuajada casera con miel y un  paseito por la rivera del rio Oria.

GANDARIAS
Calle San Jerónimo, 25, Donostia
PRECIO: 40,-€
PUNTUACIÓN: 7/10

LA BODEGA DEL RIOJANO, alta cocina tradicional en Santander.

Aunque mi intención era otra, la escasez de tiempo me llevo a decidirme por un local en el centro de Santander. Mi amigo Pepe Sanchis, buen comedor como yo, me había recomendado La Bofdega del Riojano ya hace algún tiempo, cuando anduve por estos lares la última vez. Así que lo busqué y lo hallé!
Se trata de un local de lo mas tradicional. No en vano llevan dando de comer desde 1940.
Al entrar, el ambiente, de lo mas típico, te invita a tomar un vino y un plato de jamón.

Después, en el interior, un servicio atento y esmerado te hace más fácil comer solo. Aunque yo ya estoy acostumbrado, siempre se agradece cierta conversación y explicaciones a los platos que degustas.

Como aperitivo, una chistorra casera te va abriendo el apetito.

Un plato de Rehogado de Setas Pié Azul con Jamón hizo las veces de primero en esta ocasión.

Un espectacular Cogote de Merluza fresquísima y sabrosísima deleitó mi paladar y llenó mi estómago…

Teminando con el famosísimo Hojaldre de Torrelavega que cada dia les tran los de la Confiteria Santos.  Una verdadera delicia.

El local, como digo, es absolutamente tradicional. Ofrece, ademas del salon principal, una sala interior a la que se accede por la cocina, con equipo audiovisual, para encuentro empresariales.
BODEGA DEL RIOJANO
Calle Rio de La Pila, 18, Santander
PRECIO: 50,-€
PUNTUACIÓN: 7/10

ENEKORRI: un placer en todos los sentidos. En Pamplona.

Pamplona es una de esas ciudades bonita todo el año, donde se come de maravilla allá donde vayas. Esta vez he tenido la suerte de gozar de la compañía de Cristina, Garbancita Cristina, crítica gastronómica navarra de la cuál debo decir que he aprendido mas en dos horas que en toda mi experiencia anterior…Gracias Cris.

Cristina me sugirió el Enekorri, incluso hizo la reserva y les previno de nuestra visita. Al llegar nos enseñaron todo el restaurante, desde la bodega a la cocina, haciendo gala de un diseño funcional y acogedor, a la par que elegante.

Salones semiprivados y privados ofrecen a sus clientes la posibilidad comer más tranquilos.

Cristina, la tia que mola, según sus sobrinos…y cualquiera que la conozca.

Cardo en tres texturas:
Mojo de cardo
Cardo cocido
Cardo crudo con vinagreta

Trabajadora incansable.

Borraja cocida con patata y cubierta de infusión de queso de Roncal sobre borraja licuada 
Borraja cruda con tempura ligera con sal rosa 

Alcachofas fritas sobre crema ligera de patata de caldo de jamón y vieiras 

Lubina salvaje con hongos frescos (de los últimos de la temporada de recolección en Navarra), crema de hongos y foie y crujiente de curri 

Morcilla artesanal de Arbizu con pimientos de piquillo de temporada (los últimos!), con huevo a baja temperatura y crema de patata. Espectacular!

Tarta de manzana a momento con helado de canela, crema inglesa y aceite de vainilla

Incluso aqui coincidimos. G´vine con Fever Tree para terminar…ya no se si es empatía, asertividad o simplemente conexión…

Aunque, cuando alguien acaba una comida así, no hacen falta palabras.
ENEKORRI
Tudela 14, pamplona
Precio: 60,-€
Puntuación: 9/10

daVid, cocina tradicionalmente innovadora, en Vigo

En vigo, la oferta gastronómica es interminable. La facilidad de conseguir materias primas de altísima calidad, tando del mar como de la tierra, otorga cierta ventaja a los restauradores gallegos.

 
Tras una larga jornada de visitas comerciales y tras zamparnos unos cuantos cientos de kilómetros, mi compañero jaiem y yo decidimos repostar en el daVid.

 
El local, amplio y bien decorado, con fotografías del maestro Carlos Rodriguez, ofrece una carta exquisita y una carta de vinos y licores casi infinita…

 
Los platos preparados y presentados en el momento, tienen una apariencia magnífica y saben mejor…

 
Dejarnos aconsejar por David Rodriguez fué, sin duda, la mejor elección. Este Viña Mein resultó un vino prefecto que marido muy bien con la selección que nos ofreció el cheff.

 
Para finalizar, este Risotto puso el colofón a una cena magnífica.
 
 
 
Restaurante DaVid
Urzaiz, 72, Bajos, Vigo
Precio: 30,-€
PUNTUACION: 8/10