PETRITEGI, la sidrería tradicional vasca para todo el año.

Todos conocéis mi querencia por la gastronomía vasca. Creo que, sin duda, saben disfrutar con especial regocijo del arte del buen comer. Sobretodo la gastronomía tradicional. Esa que puedes degustar en cualquier casa de manos de cocineros aficionados, amas de casa o cocineros empedernidos. Además, tienen a los mejores creadores de nuevas recetas del país. Lo tienen todo.
En esta ocasión, fiel a mi amor por la cocina tradicional, me acerqué a Petritegi. Una de las pocas sidrerías que abren todo el año y que hacen gala de un menú tradicional que pueden disfrutar cualquier día propios y extraños.
Empezamos con el tradicional paseillo por las barricas de sidra, para ir abriendo boca y poniendo el cuerpo a tono, para lo que tiene que venir.
Como aperitivo, unas chistorras.
Una riquísima tortilla de bacalao para seguir alimentando cuerpo y alma.
Seguimos con el Bacalao Frito, con cebolla y pimientos.
Y la inevitable Chuleta de Vaca Vieja, que alimenta todos los sentidos.
Contínuos paseos hacia las barricas para aplacar la sed, platicando en las colas con los demás comensales de nacionalidades diversas resultan de lo mas divertidos, entre palto y plato.
Y, para acabar, el postre típico, consistente en Queso, membrillo, Tejas y Nueces. Nada de chorradas.
PETRITEGI
Petritegi Bidea, Hernani. Guipúzcoa.
PRECIO: 25,-€
PUNTUACIÓN: 7/10

FABIÁN, la mejor pizza del mundo está en Barcelona.

Fabian Martín, un inquieto almeriense afincado en Barcelona desde hace años, amante del fútbol, al que jugó en serio en su juventud, y creador impenitente, ofrece en la ciudad condal la mejor pizza del mundo. 
En plena Via Laietana visitamos el local mas céntrico de Fabian, que cuenta con otros dos en la ciudad y otro mas en Puigcerdá, al que tiene especial cariño.
El servicio es fantástico, lleno de alegría y buen humor, invita a quedarse todo el tiempo posible en este estupendo local.

Para empezar, Tatiana nos sugiere el Tartare de Tomate, una deliciosa ensalada de tomate confitado y macerado, que abre el apetito, para lo que ha de venir.

Es la pizza de Flores. Famosa y preciosa pizza de massa madre cocinada en dos fases, donde las flores y vegetales se ponen al final para evitar su deterioro en el horno y conservar su frescura, colorido y sabor.

Sin duda una pena comérsela, pero vale la pena.
Esta es Mi Preferida (la de Fabián). 

También probé la Salssamagiore, increíblemente jugosa y sabrosa, de pasta fina y crujiente.

Los Gnoquis al Pesto, fantásticos también.

De postre probamos varias especialidades, pero lo mas impactante para mi fue el Tiramisú de Mango.

El servicio magnífico, educado y simpático.
Y Fabián, un verdadero campeón, en todos los aspectos.
Gracias amigo!
Via Laietana, 71, Barcelona
PUNTUACIÓN:/8/10
PRECIO: 50,-€

BOIX QUATRE, sinfonía de sabores en el casco viejo de Valencia.

Hace apenas un año que el destino quiso unir de nuevo a Josué y Cristina en este pequeño restaurante de la calle En Boix de Valencia.

Josué dejo el CentralBar de Camarena y contó con Cris para desarrollar este nuevo proyecto situado en los bajos del hotel Adhoc de la ciudad del Túria.

Muy pocos serán los afortunados que, a la vez, puedan disfrutar de esta magnífica cocina, ya que el local es muy pequeño y acogedor.
Como aperitivo nos llega un inusual Salpicón de Gamba Roja, con Pulpo y Lentejas. Fresco y delicioso, para abrir el apetito.
La sugerencia del día es nada menos que Anguila al Horno con crema de Sobrasada y Jugo de Pollo con Almendras. Una verdadera locura.
Unas Manitas de Cerdo Deshuesadas, con Garrofó y Espuma de Piparra, contundetnes y muy sabrosas.
El Arroz con Pollo y Conejo al Ajillo, como plato principal.
Y para aligerar, un postre de Piña con Hinojo con Helado de Yougurt.
Y -cómo no- un bien preparado Gintónic.
En resumen, un local que dará que hablar dada la filosofía de estos dos profesionales que sonadictos al trabajo y al buen hacer, desde hace muchos años.
BOIX QUATRE
Calle En Boix, 4, Valencoa
PRECIO: 40,-E
PUNTUACIÓN: 8/10

EL BARET DE MIQUEL, el bar que todos quisiéramos tener cerca de casa.

Cuando Miquel Ruiz decidió emprender esta aventura familiar, no se imaginaba la repercusión culinaria que iba a tener. Estoy Seguro. Aunque después de su larga trayectoria y la mochila llena de estrellas Michelin, no era de extrañar.
Y montaron un bar.
 Ese bar que todos quisiéramos tener debajo de casa, con una cocina creativa y de producto. Con un servicio inmejorable, amable, atento y profesional. 

La seleccionada carta de vinos cambia a menudo, así que está escrita a boli.

Para empezar, un Biscuit de Membrillo y foie nos dala entrada al resto de sorpresas.

Andrés Ruiz nos aconseja probar esta maravilla del terreno. Un bobal magnífico que vale la pena conocer.

La Espuma de Ceviche con Erizos es una verdadera locura. Empezamos a entender porque tiene reservas para mas de 3 meses…Ningún fin de semana hasta dentro de 7 meses…

Los Figatells de Sepia. Una radical transformación del tradicional plato de La Marina, cien por cien sepia.

Insuperables los Buñuelos de Bacalao.

La decoración de las mesas es increíblemente original e irrepetible.

Caballa con Alcachofas, un plato fresco y muy sabroso.

Las Mollejas son un vicio para mí. Este plato no os lo debéis perder.

Para finalizar, Miquel nos saca este fantástico Pastel de Cordero, lleno de sabor y contundencia.

Y, de postre, esta combinación de Chocolates con Galletas María, donde todo se ve y se nota.

Miquel disfruta en la cocina mientras el resto de la familia se encarga de la sala.

Después de disfrutar de la cocina de Miquel Ruiz, mi amigo Juan Gallá Sastre -de Cuina Valenciana– y yo, continuamos gozando con una distendida conversación con el gran maestro.

Un bar que hay que conocer.
EL BARET DE MIQUEL
Historiador Palau, 1, Denia
PRECIO: 35,-€
PUNTUACIÓN: 10/10