RISTORANTE AUGUSTO, en el Barrio de Ruzafa de Valencia. Un italiano muy especial.

El origen de Ruzafa se halla en una finca de recreo construida por Abd Allah al-Balansi en el siglo IX a unos 2 km de la ciudad de Valencia, a imitación de la que edificara su padre, Abderramán I, en las proximidades de Córdoba.[3] Dicha finca debió desaparecer bastante pronto, ya que los hijos de Al-Balansi no continuaron residiendo en Valencia, pero la zona ajardinada de su alrededor se conservó y fue empleada como lugar de esparcimiento y parque público, como testimonian los poetas al-Russafi, al-Saqundi, Ibn Amira o Ibn al-Abbar, entre otros.[3] Alrededor de dichos jardines se originó una alquería, que es el núcleo del posterior poblado.[3]

Plano de Ruzafa entre 1811 y 1883 superpuesto al actual plano ortogonal del Ensanche de Valencia, al que influyó notablemente.

El llano de Ruzafa constituyó una de las posiciones claves para la toma de Valencia, como lo demuestra el hecho de que Álvar Fáñez acampara con sus mesnadas en él, cuando acompañó al destronado al-Qadir de Toledo hacia Valencia en el año 1085, o posteriormente las tropas de Jaime I en 1238, que sitiaron la ciudad desde este punto.[3]

Calle Ruzafa a principios del s. XX

 Consta que en este lugar residió el rey durante la campaña, y se celebró la capitulación de la ciudad entre Zayyan ibn Mardanish y Jaime I.[3]
Tras la conquista cristiana los jardines fueron transformados en tierras de labor, y las edificaciones musulmanas transformadas en alquerías, ocupadas por los conquistadores o los vasallos de los mismos. El posterior ensanchamiento de la muralla de la ciudad de Valencia, efectuado en el siglo XIV, dejó extramuros a este núcleo rural, que no perdió su carácter agrícola pese a quedar convertido en arrabal.[3]

 En las proximidades de la puerta de Ruzafa de la ciudad de Valencia se construyó alrededor de 1860 la Plaza de Toros de Valencia y cinco años después de su terminación se procedió al derribo de las murallas, lo que supondría el desbordamiento de la ciudad en dirección sur.[3]

Ruzafa constituyó un municipio independiente desde 1811 hasta 1877, en que pasó a formar parte del ayuntamiento de Valencia junto con todo su territorio, que comprendía la práctica totalidad de los actuales distritos de Eixample, Quatre Carreres y Poblados del Sur.[4]

Mercado de Ruzafa

Actualmente, Ruzafa es un barrio populoso, lleno de vida, donde han decidido instalarse multitud de inmigrantes de todas las procendencias.

De hecho, en el se encuentran desde teterías musulmanas a tiendas de distribución de productos chinos.

Mercado de Ruzafa hoy.

Y entre ellos se encuentran los tradicionales negocios de “toda la vida” regentados por comerciantes autóctonos y una impresionante oferta gastronómica de entre la que podemos destacar, entre otros, el RISTORANTE AUGUSTO, con mas de 16 años de historia, dando bien de comer y mimando a sus afortunados clientes.

Al frente, Mari Carmen Soriano, una Valenciana que pasó algunos años en Roma, donde se educó en las cocinas italianas y que ha vuelto a Valencia para seguir con su formación como sumiller.

  

Para empezar, nos recibieron con una cervecita bien fría, natural, sin conservantes ni colorantes, de la fábica de MONS. Fresca y densa, se encuentran en ella los sabores más auténticos de la cebada y el lúpulo.

Esto nos sirvió de aperitivo hasta que llegó el impresionate Carpaccio di vedella con Gelato di Foié y Parmesano. Una verdadera delicia para el paladar y una explosion de sabor en la boca.
Para continuar con unas Cigalitas Frescas SAlteadas con Ajitos Tiernos y Jamón, con un toque de Guindilla

Continuamos con unos Papardele con Alcachifitas y Parmesanos, realmente sorprendentes.

Los Fetuccine al Nero Di Sepia, un clásico que en el Augusto cobra vida. Realmente deliciosos.
Y, para terminar, nos sorpréndió con un fantastico postre a base de Helado de Fresa y Caramelo SAlado, junto una Torrija de Horchata!!!
Por supuesto, ese buen café que sólo saben servir los amigos transalpinos, puso el colofón a una comida perfecta.

RISTAURANTE AUGUSTO
C/ Pedro II el Grande, 10, Valencia
Precio: 25,-€
Puntuación:8/10